uñas acrilicasMuchas mujeres desean lucir unas uñas sexy y largas y ven en las uñas postizas una opción fácil y conveniente.

Los nuevos materiales empleados en su fabricación (gel, porcelana, acrílicos, lino o seda) las hacen cómodas y seguras, permiten limarlas, cambiar su color a diario y repararlas con facilidad si se quiebran o se astillan.

Sin embargo, surgen las siguientes preguntas: ¿Cómo se aplican? ¿Qué cuidados se deben tener? ¿Podría afectar la salud de las uñas?

Tipos de uñas postizas

Las uñas acrílicas son el tipo de uñas postizas más duraderas que existe hoy en día. El material puede utilizarse en tono natural, en colores o con alguna decoración que escoja la persona.  En cuanto al procedimiento de aplicación, la primera sesión suele extenderse, ya que la manicurista tiene que colocarlas una por una y consiste en limar la uña natural para luego colocar los diversos materiales fijadores, y ajustar el tipo de acrílico en la forma y largo deseados.

Las técnicas utilizadas con las uñas acrílicas requieren de ciertos cuidados posteriores para mantener la buena apariencia y hasta se pueden hacer en la comodidad del hogar, ya que existen paquetes especiales que vienen acompañados de las debidas instrucciones y precauciones.

Otro tipo de uñas acrílicas son las de gel, las cuales suelen ser mucho más delgadas y ligeras en comparación al acrílico.

Igualmente existen las envolturas o wraps. Su nombre varía en muchos países; sin embargo son comúnmente utilizadas para alargar las uñas cortas y reparar las rupturas. Estas envolturas están compuestas esencialmente de un tejido asegurado a la uña, con resinas artificiales potentes. La más usada es la fibra de vidrio y la seda; sin embargo, esta última deja ver la textura del material y su apariencia es muy artificial. Por lo tanto, siempre deben estar pintadas en colores que cubran bien.

Hoy en día la evolución de la estética de las manos ha llegado también al nivel de la pedicura, y las uñas acrílicas en esta área son la nueva tendencia. Al igual que las acrílicas de manicura, éstas se encuentran en farmacias o en cualquier centro de belleza, ya que requieren los mismos materiales y procedimientos. Sin embargo, su mantenimiento debe ser mucho más minucioso, puesto que los pies son zonas que están expuestas a un mayor contacto con la suciedad, y son más propensos a la aparición de hongos o de alguna infección.

Ventajas y desventajas de las uñas postizas

Las uñas postizas tienen una serie de repercusiones a las que la persona debe estar atenta.

Pros:
■ Se logran proteger las uñas naturales de los efectos dañinos de los esmaltes y otros agentes.
■ Estéticamente, lucen geniales y se puede obtener cualquier tipo de diseño.
■ Son resistentes y evitan el resquebrajamiento de las uñas.
■ Requieren poco mantenimiento y son duraderas, por lo que son perfectas para las personas que no tienen mucho tiempo libre.

Contras:
■ Los fijadores empleados suelen tener mal olor y no son beneficiosos para la salud.
■ La técnica para removerlas en ocasiones es un poco brusca y causa algunas lesiones.
■ Su uso excesivo puede detener el crecimiento de la uña.
■ Pueden causar infecciones.

Recomendaciones

Es importante tomar en cuenta ciertos cuidados para que no afecte la salud de las uñas naturales. Por ejemplo, una limpieza deficiente de estas uñas puede favorezcar el crecimiento de hongos. De allí que se recomiende limpiarlas con un poquito de jugo de limón.  Igualmente, el uso de los adhesivos empleados para fijarlas a las uñas postizas pueden ocasionar irritación en la piel o reacciones alérgicas. En este caso, se deberá cubrir la piel que rodea a las uñas con jalea de petrolato.

No resulta conveniente morder las uñas postizas ya que se pueden despegar fácilmente. En caso que ocurrir esta situación, se deben limpiar con alcohol antes de volver a pegarlas.

Si se nota dolor, cambios en la coloración o lesiones en la uña natural, se deberá retirar la sintética y consultar a un médico.

Si se quiere tener unas uñas naturales bonitas y sanas, se pueden fortalecerlas nutriéndolas por dentro, mediante el consumo de alimentos ricos en proteínas, sales minerales (calcio, yodo, cinc, y hierro) que se encuentran presentes en lácteos, hígado de ternera, espinacas o lentejas.

Igualmente, es necesaria la vitamina A, abundante en el tomate, el pimiento rojo y la zanahoria); y vitamina B, en la levadura de cerveza.

 

 

Deja un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...