La ropa es clave para estar espectacular, ya que disimula los defectos y potencia las zonas más atractivas. Así te verás más estilizada y delgada:

Colores. El negro es el tono que más adelgaza visualmente, pero los oscuros (marrones, verdes…) también tienen este efecto. La regla de oro: máximo 3 colores en el atuendo.

Estampados. Evita los que sean muy grandes y de tonos intensos porque dan sensación de amplitud.

Escote. Es clave para estilizar tu figura. El de pico y el escote cuadrado son los que estilizan más. Evita escotes palabra de honor si tienes los hombros anchos y f lacidez en los brazos.

Mangas. Las minimangas o el corte kimono consiguen que los brazos se vean más delgados, mientras que las mangas largas o tres cuartos los disimulan si los tienes más bien gruesos.

Cortes y volúmenes. El corte imperio (ceñido en el busto y amplio en el largo) atenúa las redondeces. Las túnicas, no excesivamente amplias, son perfectas para esconder los defectos.

Faldas y pantalones. Son los grandes aliados para disimularlas caderas anchas o las cinturas abultadas. Las faldas rectas y sin cinturilla, o los pantalones con caída y poco ceñidos serán lo mejor.

Chaquetas y jerseis cortos. Quedan bien en las mujeres altas, pero hacen el talle más corto a las bajitas.

 

 

Deja un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...