sudorMuchas personas se preguntan las razones por las cuales sudan excesivamente a pesar que no esté haciendo mucho calor en el ambiente ni estén realizando ejercicio  físico.

Esta preocupación nace muchas veces del malestar no sólo del hecho de sudar con abundancia sino de los malos olores generados y que pueden ser percibidos por familiares, amigos, compañeros de trabajo, etc.

Sin embargo, es importante saber que las personas que sudan de forma excesiva puede que estén sufriendo de una afección médica que recibe el nombre de hiperhidrosis o diaforesis.

 

¿En qué consiste exactamente la hiperhidrosis o el sudor excesivo?

La sudoración excesiva se produce por un fallo del sistema nervioso simpático, que produce una actividad excesiva de las glándulas sudoríparas, incluso sin desencadenantes.

Cuando la sudoración excesiva afecta a las manos, los pies o las axilas, la cara o los pliegues submamarios, se denomina hiperhidrosis primaria o focal y se trata de una afección benigna, de origen desconocido, y de carácter genético.

Cuando el sudor  se produce de forma general (todo el cuerpo) como consecuencia de otra patología como ansiedad y situaciones de estrés, cáncer, cardiopatías, alteraciones de tiroides, infecciones, menopausia asociada a los sofocos o la toma de ciertos medicamentos se llama hiperhidrosis secundaria.

 

El sudar excesivamente y los problemas sociales

Debido a que la transpiración puede ser imprevisible, muchas personas ven afectada su calidad de vida.

La sudoración excesiva puede causar estrés emocional, dificultando, en ocasiones, la vida personal, laboral y social, formando un círculo vicioso, pues el miedo a sudar provoca más estrés del que ya se tiene ante una situación social, y ello acarrea mayor sudoración.

La hiperhidrosis puede dificultar el uso manual de algunos objetos (por ejemplo mojar con sudor documentos), o dispositivos (teclado de uso compartido). Incluso la necesidad social de estrechar la mano puede ser un problema para estas personas. Todo ello puede originar el retraimiento de quien la sufre, siendo causa de aislamiento social.

 

Remedios naturales

Remedio para la sudoración o transpiración excesiva #1:  Efectuar un té de salvia.   Para ello, verter 1 cucharada de hojas de salvia en una taza de agua caliente y dejar que se enfríe.  Tomar una taza a diario  para deshacerse de la sudoración excesiva.  La salvia contiene vitamina B y magnesio, que ayuda a reducir la actividad de las glándulas sudoríparas y por lo tanto reducir la sudoración excesiva en las axilas.

Remedio para la sudoración o transpiración excesiva #2: Cortar rodajas de patata y frotarlas en las axilas para deshacerse de la sudoración excesiva.

Remedio para la sudoración o transpiración excesiva #3:. Tomar un vaso de pasto de trigo al día puede ayudar a reducir la sudoración excesiva.  Èste ayuda en la neutralización de ácidos y toxinas en la sangre y es también una muy buena fuente de proteínas, vitamina C, vitamina B-12, ácido fólico y vitamina B-6.

Remedio para la sudoración o transpiración excesiva #4: Practicar terapias de relajación (yoga, zen, taichi o shiatsu), que ayudan a superar el estrés y la ansiedad que origina este trastorno. Con ello afrontarás mejor la situación, aumentando tu autoestima y venciendo la inseguridad.  En ese sentido, se puede usar también la imaginería que funciona de la siguiente forma: Imagínese parado en la base de una montaña. Hay un viento fresco soplando desde ella. Imagínese que es la atmósfera perfecta para que su piel esté fresca y seca, y si está transpirado, la brisa lo secará.  Se recomienda usar esta imaginería por 10 ó 20 minutos dos veces al día, de acuerdo con la intensidad del problema.

Remedio para la sudoración o transpiración excesiva #5: Utilizar remedios homeopático como 6C cuatro veces al día por hasta dos semanas. Se recomienda Acidum hydrofluorkum si su transpiración tiene olor amargo y es peor en la cabeza y si el frío y caminar lo alivian. Para una persona delgada que tiende a tener los pies sudados y con un olor desagradable, se sugiere Silícea.  Calcárea es un buen remedio para las personas excedidas de peso que son frías y húmedas y tienen transpiración con olor amargo que sale de la cabeza por la noche.

Conoce otros remedios que pueden ayudar a combatir el sudor excesivo.

 

Tratamiento médico

Las inyecciones de toxina botulínica (Botox) están indicadas en la hiperhidrosis axilar. Los resultados buscados se obtienen a la semana de la inyección, debiéndose repetir unas tres veces al año, aunque tiene efectos secundarios (hematomas y/o dolor en el sitio de la punción y síntomas gripales).

En cuanto al bótox en las palmas de las manos, es un tratamiento costoso, doloroso (requiere anestesia) y a veces pueden desencadenarse reacciones alérgicas peligrosas.

 

Tratamientos quirúrgicos

En algunos tipos de sudoración excesiva (como en la palmar) se procede a extirpar la cadena de ganglios simpáticos responsables de la misma. Su efecto es muy rápido y eficaz, y además se mantiene en el tiempo.

Otra técnica es la liposucción subcutánea, que elimina las glándulas sudoríparas axilares. El problema es que no se conoce su efecto a largo plazo y pueden aparecer complicaciones como hematomas y dolor postoperatorio.

 

Recomendaciones

Utilizar ropa de algodón que permita la transpiración de la piel y, por ello,  evitar los tejidos sintéticos.

Cambiar de calzado varias veces al día si es necesario.

Usar calcetines y zapatos porosos y transpirables.

Ducharse a diario, y afeítarse el vello axilar con frecuencia.

Evitar aquellas situaciones que desencadenen mayor sudoración.

Eliminar el sobrepeso, y suprimir el café, el tabaco, el alcohol y las especies picantes, ya que aumentan la sudoración.

Consultar al médico si el sudor interfiere de manera importante en la vida diaria.

 

Acudir al médico si:

  • Presentas sudoración prolongada, excesiva e inexplicable.
  • La hipersudoración surge con más frecuencia durante el sueño.
  • Aparecen síntomas asociados como dolor o presión en el pecho, pérdida de peso, fiebre, dificultad para respirar o latidos cardíacos rápidos y fuertes.
  • Su transpiración afecte su carrera y su vida personal.
  • También experimente fiebre persistente y recurrente, mareos o latidos cardíacos rápidos.
  • Su sudor tenga un color, se cristalice o cause irritación en la piel.

 

 

 

3 comentarios para “Remedios para la sudoración o transpiración excesiva”

Deja un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...