radiofrecuenciaJunto con la celulitis, la flacidez o el “descolgamiento” de los tejidos son los enemigos de la belleza más témidos porque son los más difíciles de erradicar.

En realidad, la flacidez se produce por la degradación de las fibras que sostienen la piel. Sin embargo, surge la siguiente pregunta: ¿Existe alguna forma de frenar esta “caída” de la piel facial?

En este sentido, surge un tratamiento que puede ayudar a combatirlo y que recibe el nombre de radiofrecuencia.

¿En qué consiste la radiofrecuencia?

La radiofrecuencia no es un técnica nueva, ya que sus inicios se remontan a casi 100 años.  En ese entonces, se llamó “diatermia”.

Sin embargo, en ese momento la diatermia no es utilizada en tratamientos estéticos debido a la penetración profunda de calor en los tejidos del cuerpo durante el procedimiento.  Luego de una serie de modificaciones en el 2002, los Estados Unidos anunció un nuevo tipo de equipo para el rejuvenecimiento cosmético no quirúrgico de los tejidos blandos de la cara y el cuerpo, con la posibilidad de calentamiento por radiofrecuencia: El  termalift” o ” Thermage”

La esencia de la radiofrecuencia consiste en los efectos de penetrar profundamente en la piel de las ondas electromagnéticas de radiofrecuencia, que debido a su energía térmica puede influir eficazmente en las áreas de tejido que son responsables de la condición de la piel.

La corriente aplicada es perfectamente segura. Las altas temperaturas en las capas inferiores de los sellos acortan las fibras de colágeno, reduce la cantidad de líquido en el tejido adiposo y la aprieta contra los efectos térmicos de las ondas electromagnéticas en la piel.

Diferido el mismo efecto se consigue mediante el calentamiento de la dermis a ciertas temperaturas, que se extiende a través de los mecanismos de compensación de la proliferación de fibroblastos, aumentar la circulación local de la sangre y la formación de nuevo colágeno, lo que resulta en unos procesos fisiológicos plazo de renovación de la piel.

Por aumento de las temperaturas en las capas profundas de la piel proporciona un sello de estructuras de colágeno y esto conduce a la formación de subcutánea, marco que tensa la piel, creando el efecto de lifting y rejuvenecimiento que inmediatamente después del procedimiento puede verse como flacidez de la piel apretada. Se hace más suave, elástica y mejora de color.

Tipos de radiofrecuencia

Radiofrecuenica monopolar: utiliza con un sólo polo, el electrodo de tratamiento emplea en la superficie de la piel y otra placa se coloca a distancia del área del tratamiento. Es recomendable para realizar tratamientos en profundidad.

Radiofrecuenica bipolar: utiliza dos electrodos, el área del tratamientos está limitado entre dos electrodos; es decir, la penetración es la mitad de la distancia que hay entre los dos.

Radiofrecuencia multipolar: utiliza tres o más electrodos, que permite la exposición a energía de RF a varias profundidades.

¿Para qué está indicada la radiofrecuencia?

•Flacidez en cara y cuerpo.
•Celulitis.
•Moldeamiento corporal.
•Tonificación corporal.

El método de radiofrecuencia también puede aplicarse en cualquier parte del cuerpo que tenga flacidez (muslos, glúteos, rodillas, brazos, abdomen, rostro) y para todo tipo de piel.

Contraindicaciones

•Evitar en períodos del embarazo y lactancia. •Aquellos portadores de prótesis metálicas, desfribriladores o cardioversores, cardiopatías graves.
•Alteraciones de la coagulación.
•Pacientes con enfermedades del tejido conectivo y neuromusculares.
•Pacientes con cáncer.
•Implantes de colágenos recientes.
•En caso de insuficiencia cardíaca congestiva y renal.
•Pacientes con hipertensión arterial severa.

En resumen…

La radiofrecencia es un procedimiento no invasivo e indoloro y los resultados se ven de forma rápida y efectiva.
El objetivo principal es la nutrición de la piel, lo que hará que tenga un aspecto favorable.

El tiempo de duración en una sesión es variable, ya que depende del área que se esté tratando. La cantidad de sesiones se harán en función de la flacidez de la paciente.

El levantamiento facial por radiofrecuencia se puede emplear en mujeres entre los 30 a 50 años, período clavel donde la piel empieza a perder elasticidad y tersura.

 

 

Deja un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...