La moda que vemos en las revistas, períodicos y televisión puede verse bien en algunas mujeres, pero no a todas. A muchas mujeres, por ejemplo, se les ve bien las faldas largas otras no. Lo importante es no seguir al pie de la letra la moda sino adaptar aquello que más te favorece.

Para saber que nos conviene, es importante determinar nuestro físico (si somos altas o más bien bajas, gruesas, con curvas o muy delgadas) de esta forma se nos facilitará mejor la escogencia de la ropa. A continuación una lista de recomendaciones al respecto.

La chica alta
Pantalones. Lucen fabulosos combinados con una blusa entallada femenina, un collar de perlas y sandalias de correas.
Trajes largos. Busca uno de tela holgada que ondee alrededor de tus largas piernas. Para una apariencia formal dramática, prueba un vestido con cola corta.
Cintura imperio. Para aquellas que son escasas de curvas, esta puede añadir la ilusión de senos y caderas más llenas.
Accesorios, Aunque no lo creas, los cuerpos más largos se exaltan más con joyas, cinturones y bolsos. Un traje con cinturón monocromático realza especialmente tu apariencia.
Ten cuidado con: Las faldas muy cortas

La chica bajita
Pantalones y jean ajustados. Ellos alargan las piernas, sobre todo cuando se combinan con un gran par de tacones y una blusa.
Faldas de talle alto. Particularmente grandiosas para las que tienen menos curvas, hacen lucir tu mitad inferior delgada y larga.
Faldas con aberturas frontales o laterales. Estas deben er las favoritas para los cócteles, ya que hacen lucir las piernas más largas al mostrarlas.
Blusas con cuello en V. Además de ser una opción sexy dirigen las miradas hacia abajo, creando la ilusión de un torso más largo.
Usar collar de eslabones largos. Llevado como la pieza central de tu atuendo, ayuda a alargar el torso.
Cuidado con: Demasiados accesorios. Apilar bolsos y baratijas puede saturar un cuerpo pequeño.

La chica muy delgada

Pantalones de bota ancha con una chaqueta apretada. Este clásico da la forma de un reloj de arena.
Faldas sueltas de talle alto. Sean llevadas en la oficina o en una recepción nocturna, dan la impresión de unas caderas más redondeadas.
Sandalias elegantes. Los talones atractivos hacen lucir las piernas rectas un poco mejor formadas.
Tejidos de punto. La tela que cae fácilmente sobre el cuerpo acentúa las curvas sutiles.
Faldas y vestidos cortados al sesgo. La asimetría da forma a un físico elegante.
Escotes muy bajos. Lucen bellos, no vulgares, en las que no tienen mucho arriba.
Ten cuidado con: La ropa o las blusas grandes.

La chica con curvas
Trajes bien confeccionados. La ropa con una silueta estructurada destaca la forma natural del cuerpo.
Faldas trompeta. En caso de que no seas muy redonda en el abdomen, las faldas ajustadas en las caderas y los muslos, y acampanadas abajo, alargan el torso, reducen la cadera y aplanan tus curvas.
Usa chaqueta apretada. Unas blusas que abracen tu parte media muestran tu forma de reloj de arena, siempre y cuando no amplifiquen demasiado tu escote.
Ten cuidado con: Las blusas demasiado reveladoras. Si piensas que estás ofreciendo un espectáculo, probablemente lo est
és haciendo.

 

 

Deja un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...