Debido a las distancias, la salida de la casa se hace con mucho tiempo de antelación a la de inicio del día laboral.

Por ello, es menester ahorrar tiempo, más si se debe hacer el desayuno para los niños antes de ir a la escuela y escuchar los planes diarios del marido.

Ahorra tiempo, pero no escatimes en tu imagen, y para ello unos cuantos consejos de belleza.

Lava el rostro con un jabón especial para la cara, te ayudará a preparar la piel para el maquillaje y el ataque ambiental.

Usa un corrector de ojeras, el que puedes extender hacia la nariz y las aletas en tonos beige y amarillo. En muy pocos casos en tonos rosados.

Utilice un polvo base que se aplica con la esponja seca. En su mayoría traen protector solar básico. Con este producto cubres dos funciones: polvo y base, ya que te cubre un poco más y es más rápido de aplicar que la base. Elige un color más parecido al color de tu piel. Búscalo, en el mercado hay buenas ofertas.

Utiliza antes de ponerte la sombra un poco de corrector. Esta aplicación ayudará a que la sombra se adhiera mejor a la zona del ojo, permite que permanezca más tiempo sin necesidad de retocarse.

Usa colores neutrales, desde los melocotones, chocolates claros y rosados pálidos. Deja para la noche los tonos en azul, dorado muy brillante o blancos muy perlados.

Usa un delineador de ojos en tonos chocolate oscuro o negro. Por favor, no muy dramático. Se aplica en la zona final del ojo. Líneas delgadas y difuminadas. Prefiere los que traen una esponjita, que ayuda a que el color se vea más natural.

Delinea los labios primero con un lápiz lo más parecido al color natural de tus labios. Los delineadores en color negro pasaron de moda y se ven horrorosos para la oficina. Luego usa un tono de lip gloss o brillo, algo que está muy de moda, o prefiere ios colores rojos ciruela o mates para hacerlos más discretos.

El rímel negro viste al ojo y alegra la mirada. Imprescindible.

 

 

Deja un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...