La tendencia del maxi vestido vuelve nuevamente con fuerza. Este tipo de vestido ofrece un toque sofisticado sin dejar de tener un aire casual.

La clave estará siempre en el tejido de la tela que se escoja, mientras que el estampado dirá qué tan casual o seria es la actividad a la que podrás asistir con él.

Este tipo de vestidos les favorece más a las mujeres altas, por encima de 1.70 metros. En el caso de mujeres de contextura delgada, éstas pueden llevarlos en telas con más cuerpo y hasta vaporosas o con estampados que le dé más volumen al cuerpo.

Para las más rellenitas lo ideal es usar telas suaves y delgadas, con estampados lejos de sus áreas más voluptuosas,
ya que es fundamental alejar la atención de estas zonas. En estos casos también se recomienda usar un cárdigan que termine en la zona más ancha de las piernas o cadera.

En el caso de las mujeres más esbeltas, delgadas y finas de contextura, este año también trae estampados de figuras abstractas o formadas por cuadros, rayas, lunares y estampados de frutas. A partir del mes de abril volverán a aparecer las típicas flores coincidiendo con la temporada de primavera.

Si aún tienes maxi vestidos de temporadas anteriores, puedes seguirles dando uso con algunos ligeros toques de accesorios del momento. Los de cuero, metálicos, sintéticos o naturales, siempre irán en concordancia con el estilo que escojas para tu atuendo o de tu estilo personal.

Tips para la noche
Cuando se oculta el sol puedes añadirle a los maxi vestidos tipo boho o hippie, un blazer estilo smoking, un chai o pashmina y tacones.

Tips para el día
Los maxi vestidos a juego con botas, botines o bailarinas y un cárdigan, chaqueta informal o chaleco estilo masculino, son perfectos para la mañana o tarde.

 

 

Deja un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...