lapz labialTodas queremos lucir unos labios hermosos e impactantes y un buen aliado para lograrlo es el lápiz labial

Sin embargo, cuando vamos a un establecimiento comercial con el fin de adquirir uno, nos encontramos que existen un sinnúmero de lápices labiales que no solamente brindan color y brillo, sino también textura y suavidad.

Entonces surgen las siguientes preguntas: ¿Cuál es el lápiz labial que es más adecuado para nosotros? ¿En qué debemos basarnos?

Tipos de lápices labiales

Líquidos Suelen tener más brillo y coloración que los cremosos; sin embargo, su desventaja principal es que no duran mucho tiempo, y se hace necesario reaplicarlos constantemente. Se recomiendan principalmente para los labios muy finos y resecos, ya que brindan una apariencia de humedad y carnosidad.

Cremosos Aportan un estilo muy elegante y cargado de vitalidad. Es la textura más popular, porque la hidratación que provee a los labios es bastante evidente. Por su composición, tienden a durar menos tiempo que los mate; por ello es recomendable que antes de su aplicación, se utilice un delineador.

Brillo Otorgan una cobertura liviana y un efecto “gloss”; es decir, brillante. La mayoría tiende a ser transparente. Son ideales para aquellas que evitan verse sobremaquilla-das, pero que desean aportar luminosidad. Suelen desvanecerse rápidamente, por lo que es recomendable utilizar una base mate.

Perlado Son aquellos que poseen un poco de brillo nacarado. A diferencia de los productos anteriores, no cubren tanto la superficie y se desvanecen fácilmente. Sin embargo, son muy útiles cuando se desea dar a los labios una apariencia de mayor volumen.

Mate Estos labiales no tienen brillo, aportan un estilo bastante opaco, sobrio y, en especial, seco. Lo bueno de ellos es que proporcionan un alto contenido de pigmentos de color, haciendo que duren más tiempo sobre la superficie. Por ello, son ideales para utilizar a diario, ya que además, pueden ser humectantes. Se encuentran en una enorme variedad de tonos.

Selección del lápiz adecuado

La selección de los labiales depende de varios aspecstos.  A continuación varios ejemplos:

Si se tienen labios muy ñnos, se debe evitar utilizar el mate, a menos que se aplique un poco de brillo después.

Para las que tienen labios más carnosos, lo mejor es utilizar un mate que los acentúe.

Los colores más claros se usan, en general, durante el día, y los más oscuros en la noche.

Los brillos o “gloss” añaden glamour y sensualidad.

Recomendaciones

Independientemente del lápiz escogido, los labios en sí deben estar en excelentes condiciones. Para ello, es necesario exfoliarlos (mediante una suave mezcla de azúcar y miel) una vez por semana, y aplicar humectantes.

Asegúrate que cuando uses cualquier cosmético (incluyendo el lápiz labial), éste no haya sobrepasado su fecha de vencimiento, ya que no se obtendrá el resultado esperado.

Igualmente es necesario verificar el estado del lápiz labial.  Si éste cambia de color o adquiere un mal olor, es mejor desecharlo.

No se debe usar el lápiz labial de otra persona, ni tampoco prestarlo.

 

 

Deja un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...