En ocasiones, tenemos dudas con respecto a la forma cómo perfilamos nuestros ojos y es que esta acción es todo un arte que nos permite resaltar aún más nuestra belleza.

Sin embargo, qué trucos, tips y consejos de belleza nos ayudarán a lograr ese perfilado adecuado para nuestros ojos.

Es necesario tomar en cuenta que se requieren herramientas imprescindible en ese arte como son los lápices, eyeliner, lapices de cejas entre otros y, además, se necesitan realizar ciertas acciones  como las siguientes:

 

Lápices
Tanto si los usa para sombrear como para perfilar los ojos, los labios o las cejas, los lápices se deben deslizar con suavidad, sin tirar de la piel. Si parecen demasiado blandos o se deshacen, es necesario dejaros unos minutos en la nevera para que se endurezcan antes de usarlos. Si son demasiado duros y tiran de la piel, se deben ablandar primero la punta pasándola suavemente por el dorso de la mano.

 

Eyeliner
Su aplicación necesita de un buen pulso. Si le resulta difícil hacerlo con precisión, pruebe a ponérselo dando unas pinceladitas individuales muy suaves y después extiéndalo con un pincel de punta fina o la punta de un bastoncito de algodón.

Para facilitar las cosas, coloque un espejo sobre una superficie plana y trabaje mirando hacia éste. Como alternativa a la línea visible de lápiz, pruebe con el sistema de unir los puntos: puntee con el lápiz entre las pestañas y después pase por encima de los puntos con un pincel de punta fina. Si no tiene un lápiz a mano, emplee un pincel húmedo de punta fina y trace una línea delgada.

Sí sus pestañas son de color claro, pero no puede llegar a la raíz con el aplícador de máscara, use un eyeliner líquido, aplicándolo con golpecitos suaves para cubrirlas. Merece la pena invertir un poco de dinero en un eyeliner blanco, ya que solucionan diversos problemas en muchas ocasiones.

Si se siente cansada y los ojos no tienen un aspecto particularmente vivo, deslice un lápiz blanco por el borde de las pestañas inferiores. Al instante parecerá más despierta y el blanco de los ojos se verá más brillante. También puede conseguir que los ojos pequeños ofrezcan la impresión de ser más grandes.

Nunca preste el lápiz de ojos a otra persona, porque éste es uno de los sistemas más rápidos para que se propaguen los gérmenes. Si tiene una infección ocular, sustituya los lápices de ojos y la máscara para evitar volver a infectar los ojos. Afile regularmente los lápices para asegurarse de que las puntas están limpias.

 

Lápices para las cejas
Los puede usar para rellenar unas cejas poco pobladas y para resaltar la forma en general. Tome un lápiz afilado del tono más cercano al color natural de sus cejas y pinte cualquier espacio despoblado con trazos cortos e irregulares para simular vello real.

Cuando las perfile, evite dibujar una raya demasiado fuerte, porque dará un aspecto falso. Trabaje con trazos pequeños y muy tenues. Si el perfil es demasiado intenso, suavícelo con polvos traslúcidos o pase un bastoncito de algodón por encima de las cejas.

 

Máscaras
Las máscaras se venden enriquecidas con proteínas y ceras para acondicionar las pestañas y en fórmulas que resuelven diversos problemas, así que busque la adecuada para sus necesidades.

Para las finas y separadas van bien las fórmulas reforzantes, porque contienen ingredientes especiales para aumentar el volumen y el grosor.

Si usa lentes de contacto, no use este tipo de máscara porque las fibras que llevan pueden quedar atrapadas entre el ojo y la lentilla, y producirle irritación.

Las pestañas cortas deben recubrirse con polímeros plásticos, unas sustancias que se fijan en la punta de las pestañas y crean la ilusión de un largo extra. Las mujeres deportistas y a quienes guste el aire libre deberían optar por una máscara impermeable o resistente al agua (la primera aguanta un baño en la piscina, mientras que la segunda sólo las lágrimas o el sudor). Estos tipos de máscara son eficaces, pero pueden resecar las pestañas y no les da más volumen ni grosor.

 

Aplicaciones mágicas
No importa lo refinada que sea la fórmula, ya que es la forma del aplicador la que tiene un importante papel en el perfilado de las pestañas.

Por ejemplo, los que tienen forma de media luna ayudarán a que las pestañas se curven hacia arriba: los gruesos con muchas cerdas conseguirán dar más grosor porque recubren cada pestaña individualmente; los aplicadores sin cerdas (se parecen a la punta de un tornillo metálico) le permitirán pintarlas hasta la misma raíz; y los cepillos de punta doble (tienen pequeñas cerdas en ambos extremos, que se alargan hacia la mitad del aplicador) le ayudarán a definir las pestañas muy finas y poco pobladas.

 

Recomendaciones
Con las máscaras modernas no hay necesidad de mover arriba y abajo el aplicador dentro de su estuche. De hecho, esto puede sobrecargar y que las pestañas queden pegadas. Solamente se debe usar el producto necesario para cubrirlas, así que es mejor retirar el exceso con un pañuelo de papel. Páselo con un movimiento curvo para ayudar a rizarlas.

 

 

Deja un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...